Instalaciones

Maternal

Desde la recepción hasta la comodidad de los cambiadores y cunitas, en Maternal contamos con instalaciones optimizadas para la mejor atención de nuestros niños. Salones amplios e iluminados con alfombras para jugar cómodamente. Una acogedora sala de descanso y espacios comunes realizados a sus medidas ideales para ganar su autonomía.





Inicial

Una casona de sólida construcción adaptada a las necesidades de nuestro tiempo nos ofrece espaciosos salones con abundante entrad de luz natural, brindando un marco ideal de trabajo. Tanto en las mesitas como en la alfombra, nuestro equipo desarrolla las actividades soltura y tranquilidad.

Actualmente se están equipando los salones con monitores LED 32” para incorporar nuevas técnicas de enseñanza mediante videos, canciones, dibujos, etc.

Hall de recepción, 8 salones de clase, sector de cunitas, cambiador, sala de Psicomotricidad, 2 sectores de baños, salón comedor. Cómodos baños con instalaciones adaptadas al tamaño de nuestros niños ofrecen practicidad y mayor autonomía a la hora de la higiene.



Patio

El patio de toda casa Salesiana tiene una relevancia especial a la hora de educar.

Fieles al sentimiento de Don Bosco y su carisma, nuestra casa presenta un lugar de esparcimiento amplio y seguro donde nuestros niños pueden correr, saltar, jugar, trepar, etc. Un espacio donde el sentimiento de compañerismo aflora espontáneamente mediante actividades marcadas por nuestro equipo o simplemente dando libertad de acción bajo nuestra supervisión. Una serie de estructuras en madera de sólida construcción, permite que los niños disfruten del juego con seguridad.



Psicomotricidad

La aplicación o la intervención de la psicomotricidad en la educación de los niños se hace de una forma muy divertida y entretenida.

Los niños, en general, ya aplican la psicomotricidad en su vida cotidiana, al andar en bicicletas, triciclos, al patinar, saltar a la cuerda, correr, jugar a la pelota, etc. La psicomotricidad dirigida está para mejorar esa estimulación o, en el caso de alguna deficiencia, reeducar al niño.

Mediante los juegos de movimiento, los niños se desarrollarán físicamente y aprenderán conceptos como derecha, izquierda, delante, detrás, arriba,... que les ayudarán a situarse en el espacio y a ajustar sus movimientos.